Actividades en línea en familia: las mejores ideas para sobrevivir al home office

Ideas para eventos digitales corporativos en familia

Desde que empezó la pandemia de Covid-19 y el home office se instaló en nuestras vidas, pocos se han salvado de una que otra vergüenza frente a la cámara.

El teletrabajo nos ha llevado a hacer “circo, maroma y teatro” para mantener nuestra nueva oficina en modo zen. Aunque algunas veces parezca todo lo contrario…

Una forma de agradecer a las familias de tus empleados su participación es a través de eventos digitales o actividades en línea inclusivos, para hacerles saber que también forman parte importante de la empresa.

Además, este tipo de actividades virtuales fomentan la productividad y el trabajo en equipo en momentos como éste, en el que el agotamiento mental es un factor de estrés para todos.

Actividades en línea que celebran a todos

Las efemérides del calendario son una buena guía para promover la realización de actividades virtuales que fomenten la convivencia familiar.

No olvides a ningún integrante de la casa; acuérdate que hasta el perro aporta convirtiéndose en un timbre viviente cada que llega el mensajero de Amazon o Mercado Libre.

El 8 de marzo celebramos el Día Internacional de la Mujer; sigue con los más pequeños el 30 de abril con el Día del Niño. Por supuesto, una efeméride obligada es el Día de las Madres en 10 de mayo. Y así con cada fecha importante en la que tengas la oportunidad de aplaudirles su aportación del día a día a cada uno.

Juegos, clases y talleres en línea

De acuerdo a la fecha o las personas que celebres, puedes organizar juegos y dinámicas en las que los familiares participen junto con los empleados y colaboradores de la empresa.

Un taller de cocina puede ser muy entretenido, en el que con una clase virtual todos recreen un platillo o, por qué no, hasta un concurso para saber quién es todo un chef nato; este tipo de talleres son muy flexibles tanto para los adultos como para los pequeños, dependiendo el platillo y nivel de dificultad para prepararlo.

Otra opción muy recomendable son las clases de pintura, las cuales resultan muy relajantes y despiertan la creatividad de los participantes.

También existen millones de juegos en los que pueden participar desde la comodidad de sus hogares; puedes organizar unos más elaborados contratando a un experto que cuente con una plataforma digital o algo más sencillo con artículos que cada quien tenga en casa, como ¡Basta! O Dilo con mímica, por ejemplo.

Días con causa

En estos puedes realizar actividades que tengan algún objetivo, en el que participe toda la familia. Por ejemplo, clases de zumba, con el objetivo de mantenernos sanos.

Otro ejemplo sería un día verde, en el que todos planten una semilla y meses después todos presenten qué tal va el cuidado y crecimiento de su nueva planta; o quizás algún taller de reciclaje con el fin de ayudar al medio ambiente, aquí puedes visitar algunas ideas.

La clases de yoga también son una excelente opción con el fin de relajarse y eliminar el estrés; pues todos estábamos acostumbrados a llevar días separados de nuestras familias y el confinamiento ha afectado fuertemente para nuestro ritmo de vida.

Kits a domicilio

A todos nos gusta ser recordados y el hecho de recibir un regalo de agradecimiento nos llena el corazón. Puedes enviar kits en esas fechas importantes; una playera divertida con una botella de alguna bebida y unos snacks será algo a lo que nadie dirá que no.

No necesariamente tiene que ser algo costoso; estamos seguros que el hecho de recibir unas flores el día de las madres o unos snacks el día del padre nos alegraría el día.

Añadir kits a los talleres o reuniones virtuales que organices es otra opción. Por ejemplo, enviar una caja con los insumos para la clase de cocina, o un kit con artículos graciosos que puedan utilizar el día del niño.

Puedes contratar a alguien que se dedique a esto y así lo único que tú tengas que hacer sea darle tu idea y las direcciones de cada destinatario.

Actividades en línea más allá del home office

De seguro para ti también ha habido días en los que odias el home office, porque es invasivo y por el caos de tu nuevo espacio de trabajo.

Pero te apuesto a que también hay otros de los que te acuerdas y te ríes a carcajadas; como cuando tu perro persiguió al gato, o aquel día que tu novio cometió alguna indiscreción mientras tú estabas en un Zoom sin darse cuenta.

El punto es que ninguno de esos buenos o malos días hubieran sido lo mismo sin los integrantes de la familia y hay que agradecérselos.

LEE TAMBIÉN: Tendencias en eventos corporativos y reuniones en 2021 ante Covid-19

Deja una respuesta